Archivo de la etiqueta: George Bignotti

GALERÍA: Algunos autos de AJ Foyt

AJ Foyt es sinónimo de éxito, dominio y versatilidad, tanto en la época dorada del automovilismo en Estados Unidos como en los autos que corrieron en Indianapolis. Seguir leyendo GALERÍA: Algunos autos de AJ Foyt

Anuncios

Roberto Guerrero: “Es una mentalidad diferente”

Roberto José Guerrero fue testigo de los múltiples cambios que vivió el automovilismo estadounidense en los años 80 y 90. Seguir leyendo Roberto Guerrero: “Es una mentalidad diferente”

Muere George Bignotti, legendario mecánico en Indy

Bignotti (izq) con Jackie Stewart (der). Foto: IndyCar Media/Archivo

George Bignotti, el mecánico que contribuyó al éxito de AJ Foyt en las “500 Millas de Indianapolis”, y el mecánico más exitoso en esta carrera, falleció hoy a los 97 años de edad.

Originario de San Francisco, California, fue considerado el mejor mecánico su tiempo, al alcanzar hasta cinco campeonatos nacionales de autos fórmula de Estados Unidos de forma consecutiva.
Se convirtió en mecánico en jefe de “Super Tex”, y junto con su hermano Al, fueron parte del equipo que guió a ganar las ediciones de 1961 y 1964 de “la Carrera más Famosa del Mundo”; entre 1960 y 1964, Foyt y Bignotti consiguieron 27 victorias y tres títulos.
Además, George hizo mancuerna con Graham Hill (1966), Al Unser Sr. (1970-1971), con quien trabajó desde 1966 hasta 197 y Tom Sneva (1983) a obtener el trofeo Borg-Warner, llegando a un total de siete triunfos (un récord). En 1993, fue inducido al “International Motorsports Hall of Fame.
Legendarios autos como el March 83C/Cosworth (quien venció a los Chaparral Cosworth en los 80), y los primeros de las marcas Lotus y Lola (y la combinación de ambos), pasaron por sus manos.
J. Douglas Boles, Presidente del Indianapolis Motor Speedway, declaró esta tarde mediante un comunicado: “George es una leyenda. Impuso un estándar para la experiencia mecánica y la preparación en la Indianapolis 500 que todavía no ha sido igualado, y probablemente nunca sea alcanzado. Su amor y fidelidad a las 500 nunca disminuyó a lo largo de su grandiosa y larga vida, y tuvo incontables amigos y admiradores en Gasoline Alley, así como en la comunidad de IndyCar. Todos, en el Indianapolis Motor Speedway extendemos nuestros pensamientos, oraciones y simpatía a su familia”.