Daly (FOTO: Jonathan Ferrey/Getty Images for INDYCAR)

Daly se alista para continuar con inicio positivo

Con equipo y auto distinto, Conor Daly buscará demostrar que no fue casualidad su arranque notable de temporada en IndyCar.

El estadounidense sorprendió relativamente a propios y extraños en la apertura de campaña, hace cuatro semanas, en Texas; era poco probable que obtuviera un sexto lugar con Carlin, quizá el peor equipo de la parrilla, pero su experiencia y buen nivel de manejo en óvalos le ayudó a la operación a mejorar su desempeño.

Ahora, Daly se prepara para la segunda ronda del torneo, la primera visita al circuito mixto de Indianápolis con los colores de Ed Carpenter Racing, escuadra para la cual correrá las nueve competencias no ovales del calendario.

“Quieres mantener el impulso porque sé que he sido fuerte aquí en el pasado. Pero también es un nuevo entorno con este equipo para mí”, afirmó en teleconferencia.

“Vamos a tener mucho que aprender sobre nosotros mismos. (Sobre) Carlin y yo en Texas, ya conocía ese ambiente (desde el año pasado). Pudimos aprovechar eso. Teníamos un auto fantástico. Hicieron el trabajo durante la temporada baja, trabajando con lo que les había dicho el año pasado que teníamos que hacer”.

“(En cambio), esto todavía es nuevo para nosotros en Ed Carpenter Racing… estoy emocionado. Llevamos solo una carrera. Queremos hacerlo bien en cada carrera. Realmente no estoy pensando en puntos ni nada todavía. Pero no puedo esperar para poner las cosas en marcha”.

Al ser su equipo principal para intentar luchar, hipotéticamente, por el título, Daly ha trabajado durante seis meses con la agrupación de Carpenter, aunque la pandemia del COVID-19 ha pospuesto su primera participación con este grupo hasta ahora. Sus únicas prácticas de campo fueron en los ensayos invernales.

Pese a la crisis global, el trabajo en los simuladores de Dallara y Chevrolet ha sido muy valioso, así como las labores con los ingenieros y su nuevo coequipero, Rinus VeeKay, de quien se esperan cosas importantes en circuitos permanentes.

“Estamos listos. Tenemos todo en su lugar. Es cuestión de que sólo puedas pensar en tantas cosas hasta que tu cabeza comience a explotar y quieras sólo entrar en la pista de carreras real”, expresó.

“Hemos pensado en todas las cosas posibles que podríamos pensar, estamos listos para salir y entregar para la Fuerza Aérea de Estados Unidos, para Chevrolet, para todos los que apoyan a este grupo. No puedo esperar”.

“El auto se ha visto genial por mucho tiempo. Ahora tenemos que verlo en acción junto a un grupo de personas. Ojalá al frente. Eso sería bastante satisfactorio”.

En julio, IndyCar realizará cinco carreras en tres fines de semanas consecutivos, incluyendo la fecha doble en Iowa, donde Daly volverá a competir en el No. 59 de Carlin mientras Ed Carpenter reaparece en su auto No. 20 que comparte con el originario de Noblesville.

La ejecución de cada fin de semana en esta etapa veraniega será clave para conservar el buen rendimiento.

“Creo que si lo haces bien, en Indy en este momento, crea un buen impulso porque vas a ir a carreras consecutivas. Siempre es bueno tener un buen impulso y (mantener) autos de una sola pieza, también”, dijo.

Será su primer arranque en el GP de Indy desde 2017; un año antes, Daly finalizó sexto con Dale Coyne Racing.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s