Scott McLaughlin y Will Power (FOTO: Penske Entertainment/Joe Skibinski)

Power dice haber sugerido órdenes de equipo en final en Portland

La plática sobre órdenes de equipo se puso en la mesa en la definición del Gran Premio de Portland de IndyCar.

Scott McLaughlin lideró un 1-2 de Team Penske, al dominar la carrera y superar a Will Power, quien fue el otro gran ganador del fin de semana al extender su liderato general.

Sin embargo, un entusiasmado australiano reveló su sugerencia de intercambiar posiciones con el neozelandés, aunque la petición no pasó más allá de eso.

Un hipotético triunfo de Power, quien ya había liderado una vuelta, lo hubiera dejado con distancia de 30 puntos sobre Scott Dixon y Josef Newgarden rumbo a la final del domingo próximo en Laguna Seca. En lugar de eso, tiene ventaja de sólo 20 unidades.

«¡Absolutamente! Estaba en la radio pidiéndolo», expresó en la rueda de prensa posterior a la carrera de este domingo.

«No lo sé… sí, diez, once puntos sería genial. Creo que entramos bastante seguros de que podríamos lograrlo. ¿Veinte? Sigue siendo una gran pelea».

Una situación similar ocurrió hace diez años, cuando algunos esperaban que su entonces coequipero Ryan Briscoe dejara pasar a Power para ganar la carrera (y diez puntos adicionales) en Sonoma Raceway, pero se insistió de manera anticipada desde Team Penske en que no se implementarían órdenes de equipo.

Pese a que no pasó y Briscoe ganó, esa fue la antepenúltima fecha del calendario y el australiano quedó con ventaja de 36 puntos sobre Ryan Hunter-Reay. Pocos imaginaban que los eventos en Baltimore y Sonoma que el estadounidense se quedaría con el título por cinco unidades.

Hoy, con una lucha muy apretada entre los pilotos de Penske y Chip Ganassi Racing, hasta el mismo Dixon esperaba que las órdenes de equipo surtieran efecto.

«Creo que lo asumí con diez vueltas para el final; (dije): ‘Me sorprende que aún no hayan cambiado'», dijo el neozelandés.

Will Power tiene ventaja de 20 puntos rumbo a la final (FOTO: Penske Entertainment/Joe Skibinski)

A su vez, Power fue empático con la situación de McLaughlin, tanto por el hecho de sacrificar un triunfo para sumar a la causa del equipo como para mantener vivas sus opciones de título.

Pero para la visita a Monterey, espera que el juego colectivo prevalezca para mitigar riesgos.

«Definitivamente (McLaughlin) está en una posición en la que simplemente tendrá que ayudar. No creo que haya ninguna pregunta al respecto», declaró el campeón de 2014.

Por su parte McLaughlin, quien tiene déficit de 41 unidades ante el líder, calificó de la situación como “circunstancial” y comentó con su coequipero que, de haber lucha, ésta hubiera sido limpia.

Hasta ayer por la tarde, desconocía de la veracidad de la petición de Power, aunque resaltó de que, de haber pasado, quedaría con la consciencia tranquila sobre quién hubiera sido el “ganador verdadero”.

«No sabía que estaba pidiendo órdenes de equipo, un cambio o lo que sea, pero no puedo controlar eso», aseveró.

«Acabo de correr mi carrera, y soy un jugador de equipo. Haré lo que sea necesario, pero creo que lo mejor que pudimos hacer fue ganar la carrera, cualquiera de los dos autos. Creo que eso es exactamente lo que sucedió».

Sobre su preferencia de quién será campeón la semana entrante, McLaughlin respondió: «Roger Penske».

Scott McLaughlin con Roger Penske (FOTO: Penske Entertainment/Joe Skibinski)

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s